miércoles, 2 de julio de 2014

Verdades costosas.

Hay verdades ocultas y otras tan obvias que hasta un ciego pudiera ver, aunque aun en su propia invidencia quisiera no hacerlo, verdades que aunque claras y conocidas por todo tienen un gran precio si se dicen, más en un paíi como el nuestro lleno de dinosaurios que aun creen vivimos en el paleolitíco o cualquier etapa prehistórica.
“Como pasa con cualquier equipo deportivo cubano que viaja por el mundo, los jugadores persiguen el sueño americano y mantener unido al equipo es difícil” señalaba Alexander “Chandler” González tras la deserción de cuatro jugadores en Canadá durante la eliminatoria mundialista hace un par de años palabras a las cuales añadiría que si se hicieran cambios “quizás estas cosas no volverían a pasar”.

Una verdad total, clara, irrefutable, una verdad que conocemos todos, incluso aquellos que quieren negarlo, una verdad que condenó al estratega granmense a la gillotina.

No demoró en rodar la cabeza del hombre que volvió a poner a Cuba en el plano internacional, el que sacó a la Sub 17 del anónimato para hacerla campeona del Caribe y hacernos soñar con una nueva clasificación mundialista, de nada sus excelentes actuaciones en los Panamericanos de Guadalajara en las que hizo tragar en seco y apretar el c… a las superpotencias mundiales Brasil y Argentina.

De nada que se hechara al hombro y devolviera la fe a un equipo que se caía a pedazos y solo recolectaba goleadas, para hacerlo jugar al futbol, devolverle el toque, el corazon la alegría de jugar de convertir un equipo largo partido en uno compacto descarado en ocasiones capaz de meter presión a sus rivales ya fuera en el mismo Rommel Fernández o en la Tegucigalpa hondureña.

Un equipo que sólo con el impulso que les había impregnado ganó para Cuba la primera Copa del Caribe de Futbol.

No sólo estratega, sinó maestro de nuevas generaciones de futbolistas, Chandler mereció mejor suerte, mejor paga.

Hoy cuando se anuncian los cuerpos técnicos de los equipos cubanos, Sub 20, Sub 17 o Sub 15, se extraña su nombre, hoy cuando otros toman las riendas de esos equipos nos preguntamos ¿Dónde está Chandler? ¿En que punto de nuestra querida geografía se encuentra hoy olvidado por el peso de una verdad histórica, Chandler?

Donde quiera que esté le mandamos un saludo y decirle que aunque algunos quieran nosotros no lo hemos olvidado por todo lo que hizo por nuestro futbol y que las verdades, aunque pesen, aunque quieran ocultarse siempre son verdades y siempre, pero siempre salen a la luz.

lunes, 30 de junio de 2014

Selección sub.20 avanza a final del Caribe

 Por Osmany Torres
La selección nacional sub.20 clasificó a la final del Caribe al vencer este domingo a la representación de Martinica. En su última salida a la grama del Estadio Nacional Pedro Marrero, los cubanos mostraron su mejor versión para llevarse 3 puntos que les sirvieron para ganar el grupo 1 de la región.

Los dirigidos por William Bennett archivaron 5 unidades, mientras sus víctimas quedaron en 4. Cerraron la agrupación Barbados (3) y San Vicente y Las Granadinas (2), quienes no se hicieron daño en su duelo de la jornada del adiós. Ahora los criollos continuarán su preparación con vistas a la siguiente ronda donde se definirán los dos conjuntos caribeños al premundial de CONCACAF.

Obligados a vencer para mantenerse en la carrera mundialista, el equipo cubano presentó cuatro variantes en el once inicial. La inseguridad de Delvis Lumpuig en el arco llevó a su compañero en el mundial de Turquía, Elier Pozo, a defender la valla nacional en el desafío del cierre. 

La salida de la alineación titular de David Urgellés generó movimientos interesantes en la última línea donde Jonathan Molinar acompañó a Sandro Cutiño en el centro de la defensa, mientras Gilbert Iglesias ocupaba el lateral izquierdo permitiendo Brian Rosales adelantarse unos metros más en el campo. En el frente de ataque Osmany Capote cubría la ausencia de Yoan Godínez. 

Las variantes tácticas refrescaron la propuesta futbolística del conjunto anfitrión que cobró vida al filo del descaso con un soberbio gol de Frank Manuel López. El cienfueguero recibió la esférica en la zona de izquierda del área y tras quitarse a su marcador con un recorte hacia dentro, puso la pelota lejos del alcance de Jorban Robar. Cuba ganaba 1x0 gracias al 4 tanto de López en la justa. 

La segunda mitad deparó el mejor rendimiento del plantel cubano en el torneo. A pesar del juego brusco de la visita, los locales no quitaron el pie del acelerador hasta conseguir el gol de la tranquilidad. 

Nuevamente López festejaba junto a la afición presente en el Marrero. El 11 de la selección nacional sumaba su quinta diana del certamen y encarrilaba la clasificación a la siguiente fase. El tiempo corría pero los criollos no bajaban el ritmo, consientes que cualquier desliz podría meter a Martinica en el partido. Los martiniqueses dejaban espacios en su afán por descontar y en una contra Brian Rosales se encontró con una pelota suelta en el área para poner el 3x0. 

 La visita tuvo par de opciones en los compases finales pero solo Cristhope Jougon consiguió batir a Pozo. El resultado de 3x1 cerró la participación de Cuba en el grupo 1 del Caribe con vistas al mundial de la categoría el año próximo. 

A la estela de selección cubana se ubicaron Martinica, Barbados y San Vicente y Las Granadinas. Con el objetivo cumplido llega el momento de los análisis correspondientes y si se pretende superar la próxima etapa muchos serán los aspectos a mejorar. 

Desde el aspecto físico hasta el funcionamiento táctico, pasando por la competencia del cuerpo de dirección. Los tres partidos de la eliminatoria mostraron un elenco poco trabajado, falto de variantes de juego y carente de un líder al que seguir en los tiempos de tempestad. 

Frank Manuel López realizó un gran torneo, al igual que Roberto Peraza, pero con dos futbolistas no se rebaza la zona del Caribe, mucho menos la final de CONCACAF. 

El listón está bien alto luego de la clasificación al mundial de Turquía en 2013 y los comentarios de que esta generación tenía mayor calidad que la de Sandy Sánchez, Andy Baquero, Daniel Luis Sáez, Héctor Morales o Maykel Reyes, por solo citar algunos nombres. El tiempo tiene la última palabra pero el actual plantel tendrá que trabajar arduamente para clasificar por segunda ocasión a Cuba a un mundial sub.20.

No habrá que esperar.


La selección cubana sub 20 de futbol venció a Martinica con marcador de 3-1 y aprovechó muy bien el empate entre San Vicente y Barbados para quedarse con el primer lugar de su grupo y clasificarse directamente a la segunda ronda del torneo, mientras que sus víctimas de ayer tendrán ahora que esperar por los resultados de los otros grupos para ver si quedan como uno de los dos mejores segundos lugares y obtener así su clasificación.

Los cubanos de muy pálida actuación hasta el momento sabían que el sólo ganar les servía para asegurar sus boletos a la siguiente fase y detrás de su gran hombre a la ofensiva, el cienfueguero Frank López aseguró los tres puntos en disputa.

López fulminó a los martiniquenses con dos goles a los 38 y 61 minutos, mientras que el talentoso Brian Rosales aniquilaba cualquier opción visitante a los 85 minutos con el tercer gol cubano. El gol de Thimon a los 90 sólo sería para decorar la pizarra final.

Con su victora los cubanitos llegaron a cinco puntos dejando a Martinica con cuatro, Barbados 3 y San Vicente dos unidades.

El triunfo le permite además a los cubanos asegurarse un puesto en el Grupo A de la final de la zona caribeña junto al ganador del grupo 5 (compuesto por Anguilla, Islas Cayman, Curazao y Saint Kitts & Nevis), el ganador del Grupo 4 (integrado por Aruba, Dominica y Granada) y el segundo mejor de los segundos lugares, en algo que aun no es claro, ya que en un principio se había anunciado que Jamaica había sido ubicada en la segunda fase directamente (declaraciones publicadas el 22 de Junio) pero cuatro días después daban marcha atrás y anunciaban que sería el segundo mejor de los segundos lugares quien tomaría el cupo.

Para cerrar informar que en el B, el equipo de República Dominicana obtuvo su boleto al vencer a Guadalupe en el último partido de su grupo con marcador de 1 gol por cero. Triunfo que en parte se debe al merito del entrenador cubano Domingo Clemente Hernández quien lleva las riendas de dicho plantel.

Convocan selección nacional sub.17

Por Osmany Torres
Con cuatro capitalinos en su seno, inició este lunes la concentración de la selección nacional sub.17 de fútbol. Un total de 30 futbolistas llegaron hasta la Escuela Nacional Mario López para una  breve preparación antes de encarar la primera fase eliminatoria del Caribe rumbo al mundial de la categoría en 2015. Nuevamente el Estadio Nacional Pedro Marrero será la sede de un evento que contará con la presencia de Suriname, Aruba, Dominica y el equipo anfitrión. Solo el vencedor de la llave seguirá en la carrera mundialista.

En la lista de convocados por la Comisión Técnica de la Asociación de Fútbol de Cuba (AFC) sobresale la presencia de cinco cienfuegueros y cinco matanceros, a pesar de que sus equipos no lograron su clasificación a la final del campeonato nacional de la categoría. Algo que si alcanzó Camagüey, Villa Clara y Pinar del Río, con 3 jugadores en la preselección. Otras provincias con futbolistas en el grupo son Artemisa, Santi Spíritus, Holguín, Guantánamo y Santiago de Cuba.

Como aspecto llamativo de esta convocatoria resalta a simple vista el corto período de preparación para encarar la competencia. Escasos 25 días separan al conjunto de disputar su primer encuentro eliminatorio y si tenemos en cuenta lo visto con la sub.20 por estos días, el aspecto físico no estará a la altura de lo requerido para superar sin sustos la primera ronda.

Otro agravante será la partida, el 5 de julio, de 13 elementos del equipo a los Juegos Escolares por lo que en La Habana solo quedarán 17 jugadores preparándose para el debut del día 25 del propio mes. Algo inentendible si tenemos en cuenta que la principal competición del año es la eliminatoria mundialista y los jugadores que asistan al torneo nacional tendrán menos tiempo para insertarse en el grupo.

Cuba no  está preparada para las concentraciones cortas, un ideal de René Pérez, Comisionado Nacional, que para fructificar necesita una estructura diferente. Los eventos insulares no pueden realizarse bajo la base de poco partidos, pues los jugadores necesitan la confrontación para poder desarrollarse.

Sin partidos y sin entrenamientos prolongados, el futuro del fútbol cubano luce gris. Un avance se vivió en la reciente eliminatoria sub.20 en la que se sufrió en demasía para ganar uno de los  grupos del Caribe. En procesos previos rivales como Barbados, San Vicente y Las Granadinas y Martinica regresaban a casa con el morral lleno de goles. Recientemente pusieron en aprietos al conjunto de William Bennett al punto de arrancarle par de empates.


 Veremos que nos depara la sub.17 pero en el fútbol las improvisaciones salen caras y la decisión de la AFC deja poco margen de maniobra al cuerpo técnico encabezado por el guantanamero Fidel Salazar.  El resto del colectivo lo conforman Dariem Díaz, Carlos Miguel Rosello, Silvio Pedro Miñoso y Odelín Molina.

Luis Suárez, la mordida, Cuba y el Copón Divino.

Sólo aquel que ha vivido en Marte, Plutón o en otra galaxia puede que haya escapado a todo el debate, memes e informaciones sobre la famosa mordida del uruguayo Luis Suárez al defensor Chiellini y mucho menos a la sanción de la FIFA al futbolista charrúa.

¡Nueve partidos y cuatro meses sin acercarse a un terreno de juego! ¡Mucho!?De verdad? ¿En serio? ¡No me hinches las pelotas! Nueve partidos parecen un regalo para un jugador que no sólo cometió una acción antideportiva que se ha convertido para él en una especie de hábito y que debió incluir además tratamiento psicológico para el jugador. ¡Cuatro meses! ¿De veras? Cuatro meses es mucho dicen unos, la FIFA es una mafia, dicen otros, esto es un complot dicen los paranoicos y todos quieren meter las narices hablar, es el momento de los líderes de pata de barro como Maradona en su cruzada contra la “Mafia de la FIFA”, sin contar a la asociación o sindicato de futbolistas profesionales, o como quiera que se llame con su “es una privación a su derecho al trabajo”

¿De verdad? Vamos señores pónganse sus camisas de vuelta que sus torsos desnudos de agitadores baratos no sirven para nada y su hipócrita táctica de defensores de jugadores no sirve de nada.

Cuatro meses es sólo un buen chiste a las sanciones que la Federación Cubana impone a los jugadores cubanos en sus Campeonatos Nacionales, por faltas que hayan cometido o no y cuyo mayor requisitos es estar en la lista de Luis Hernández y compañía, ¿dónde está el famosito sindicato cuando la Federación Cubana suspende por dos años a un jugador por reclamar un dudoso penalti en una final u a otro que estando en su casa se le acusa de haber estado en una reyerta en un partido celebrado a cientos de kilómetros de su domicilio?