sábado, 8 de enero de 2011

Destellos de luz


O de querer enderezar el camino ha dado la Federación Cubana de Futbol en estos primeros días del año 2011. Y que tal y como dice el dicho errar es de humanos y rectificar es de sabios, la Federación Cubana ha dado marcha atrás a algunas decisiones polémicas en busca de remendar los errores en la organización del Campeonato Nacional de Futbol.

Lo pasado, pasado está y ya no se puede arreglar como no se le puede devolver la temporada perdida a los muchachos de Santiago que tuvieron acaso la temporada más corta del futbolístico. Ahora toca mirar al futuro y enmendar en lo más que se pueda el daño hecho y así se ha hecho.

Gracias a un amigo, lector de esta página, hemos conocido que para el próximo torneo se jugarán las dos divisiones al unísono jugándose los play-off de ascenso y descenso al final de la temporada. Aunque yo no me considero defensor de las dos divisiones en Cuba, me parece que esta forma de torneo es al menos más justa y no se repetirá el caso de que algún equipo juegue tan solo dos partido en el año.

viernes, 7 de enero de 2011

Sub 17 a foguearse con el Peñarol de Montevideo

La Habana (7 ene).- LA SELECCIÓN Sub-17 de fútbol jugará dos partidos amistosos con la filial universitaria del club Peñarol de Uruguay, como parte de la preparación antes de participar en el torneo de CONCACAF por los cuatro boletos a la Copa Mundial de México este año.

Fuentes de la Asociación de Fútbol de Cuba (AFC) revelaron a JIT que los encuentros tendrán lugar los días 21 y 28 de enero en el estadio Pedro Marrero, incluidos en la agenda de visita de los jugadores uruguayos, quienes sostendrán otros juegos aquí.

Esos primeros desafíos servirán de fogueo a los menores de 17 años locales, que entre el 14 y el 27 de febrero disputarán la ronda final de la Confederación Norte, Centroamericana y del Caribe en la vecina Jamaica por las plazas para la copa de orbe en tierras del país azteca.

miércoles, 5 de enero de 2011

Cienfuegos, sin refuerzos al torneo de primera


El tiempo pasa y nos vamos poniendo viejos, dice la canción, pero parece que contrario a la lógica de la vida de que con la vejez llega a la sabiduría los miembros de la Federación Cubana de Futbol parecen estar como Canuto “Mientras más viejos, más brutos” o más mal intencionados.

Y es que a solo unos días de iniciarse el 96 Campeonato Nacional de Futbol, con su “flamante” Primera División, un gran amigo nos ha hecho llegar una nota publicada por el periodista y eterno enamorado del futbol Digno Rodríguez en la página de Radio Ciudad del Mar, emisora radial de la Perla del Sur en la cual revela algunos de los “siniestros” detalles del proceso de selección de los refuerzos para dicho torneo.

Según el artículo de Digno fue Ciego de Avila, equipo Campeón Nacional el primer equipo en seleccionar sus refuerzos cuando el sentido común indicaba que debería ser el conjunto de la Perla del Sur quien tuviera esa opción, si como se dijo al crearse este torneo, lo que se buscaba era nivelar las fuerzas de los equipos para hacer un torneo más competitivo.

lunes, 3 de enero de 2011

Janos Szoke: La huella húngara en el fútbol camagüeyano

Por: Oreidis Pimentel Pérez 
Camagüey, -¿Qué estudioso cubano no tuvo que leer los tres tomos de Arpad Csanadi? Todavía es una bibliografía básica, muestra de que recibimos gran ayuda de la nación europea en los años ´60; vinieron nombres como Janos Szoke, Karoly Kocza y Laszlo Mohaczy, mientras en 1980 lo hizo Tibor Ivanicz.

Los húngaros no solo brindaban mucha atención al adiestramiento de sus jugadores, sino que crearon una excelente escuela de entrenadores. A diferencia de otros europeos dieron mucha importancia a la táctica de juego, educaban con gran disciplina y hacían hincapié en la constitución física general, basados en la gimnasia, el atletismo y deportes complementarios.

Varios se relacionaron con Camagüey, precisamente a Janos dedicamos estas líneas pues gracias a su trabajo el equipo de fútbol Granjeros obtuvo las cinco coronas nacionales que ostenta hasta hoy la provincia. Si bien no estuvo en todas las finales y tomó las riendas de un once ya formado, a la postre su labor sembró la semilla del triunfo.